La Fundació Espigoladors premi solidaritat 2021
Publicado el 26 de enero de 2022

La Fundación Espigoladors trabaja desde 2014 por el aprovechamiento alimentario, mediante la práctica milenaria del espigueo, garantizando así el acceso a una alimentación sostenible y saludable.

La Fundació Espigoladors  , con sede en nuestra ciudad, es la candidatura ganadora del Premi Solidaritat 2021, que concede desde el 1987 el Institut de Drets Humans de Catalunya-IDHC a personas y entidades destacadas por su labor en favor de los derechos humanos. El jurado del premio, formado por representantes de organizaciones sociales y activistas de derechos humanos, reconoce en esta edición el trabajo en  defensa y garantía del derecho a la alimentación.

Actualmente, una tercera parte de los alimentos que se producen en el mundo acaban en la basura. En Cataluña y en el resto del estado español cerca de un 25% de la población vive en situación de pobreza, con dificultades para acceder en una alimentación saludable y a oportunidades laborales. Ante esta realidad, la Fundación Espigoladors nació el 2014 para dar respuesta a tres retos sociales: reducir las pérdidas y el desperdicio alimentario, fomentar el derecho a la alimentación saludable y sostenible y generar oportunidades laborales para colectivos en riesgo de exclusión social. Para ello organiza recogidas de alimentos sin salida comercial, pero perfectamente comestibles, y los canaliza hacia entidades sociales para facilitar el acceso a una alimentación saludable de personas en situación de vulnerabilidad. Por otro lado, a través del obrador propio situado al barrio de Sant Cosme , elabora las conservas vegetales es im-perfect® a partir de frutas y verduras imperfectas o que provienen de excedentes. A su vez, el obrador es un espacio de inserción sociolaboral para personas en riesgo de exclusión social.

Para Montse Tafalla, presidenta del IDHC y miembro del jurado del Premi Solidaritat, «a partir de la ancestral práctica de recoger las frutas y verduras descartadas del circuito comercial por razones mercantiles o por meras cuestiones estéticas, la Fundación Espigoladors promueve un cambio de conciencia social contra el desperdicio alimentario, poniendo de relieve que el ejercicio del derecho humano a la alimentación pasa también por cuestionar un sistema agroalimentario insostenible, desde un punto de vista medioambiental y social”.

El tribunal que ha decidido el Premi Solidaritat 2021 ha estado constituido por Montse Tafalla y Isabel Galí, presidenta y vocal del IDHC, respectivamente; y por representantes de la Taula del Tercer Sector Social, de la Federació Catalana de Voluntariat Social, de la Coordinadora d’ONGD i altres Moviments Solidaris de Lleida, de la Coordinadora d’ONG Solidàries-Girona y de la Fede.cat-Organitzacions per a la Justícia Global.

El acto de entrega del premio y la mención se celebrará próximamente en el Parlament de Catalunya.(Nota de Premsa)

Comentarios

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Otras noticias 

Hola

Instalar App Web
×